10 Trucos y Consejos de Yoga para Principiantes

¿Compraste la esterilla de yoga y estás lista para tu primera clase? O quizás ya has tomado algunas clases, pero de todas formas estás buscando una especie de guía.

10 Trucos y Consejos de Yoga para Principiantes por Sharon Theimer

1. Una clase de yoga para principiantes, no siempre significa que es una clase fácil
En dependencia de tu profesor, y del estilo de yoga que practiques, una clase de yoga para principiantes puede ser difícil.

Yo voy a veces a las clases de yoga para principiantes que da mi profesora, y me doy cuenta de que hace mucho hincapié en la respiración, nos enseña a un nivel más sencillo y cómo respirar en cada momento. También se toma su tiempo en cada posición de yoga, explicando cómo deben ser las bases de la misma, la alineación y cada detalle que pueda sernos útil para una buena práctica. Además, ofrece variaciones de la misma postura, para que puedas hacer la que más cómod@ te sientas, recibiendo los mismos beneficios.
Si la clase te parece demasiado fuerte, quizás debas probar con otro estilo de yoga. Si no te sientes cómod@ con tu profesor, si no te transmites lo que quieres recibir en tu práctica a través de él, puedes buscar a otra persona para que te guíe.

2. No es necesario comprarse ropa especial de yoga
Sí debes sentirte bien cómod@ en la práctica. Ropa holgada, y que te permita hacer los movimientos suavemente es lo mejor.

Ten en cuenta que necesitas movilidad en todo tu cuerpo, en todas tus articulaciones. Piensa también que harás posiciones de yoga en la que estarás con la cabeza debajo, como el perro boca abajo y si llevas algo demasiado ancho puede que la camiseta se te baje a la cabeza, por lo que quizás te sea útil llevar debajo un sujetador deportivo, o quizás una camiseta que no sea tan ancha.

Esta camiseta que yo uso es muy cómoda, de todas formas hay ocasiones que puede pasar lo que te comento, como ves en la imagen de la derecha. Pero en este caso no me hace sentir incómoda, como si fuera con una camiseta más amplia que termina llegándome a la cara.
yoga para principiantes camiseta
Yoga para principiantes. Escoge una ropa cómoda.

3. ¡El mejor puesto es delante!
Quizás te pueda dar un poco de temor al principio, o de vergüenza. Pero te animo a que lo pruebes un día, y te pongas delante. Verás la hermosa vista que tienes de tu profesor. Verás mucho más de cerca cómo hace cada postura y escucharás mejor cada palabra que dice. No te preocupes por los estudiantes que están detrás de ti. En el yoga intentamos siempre estar muy concentrados en la práctica personal, siendo conscientes de nosotros mismos.

Haz tú lo mismo, bien pegadit@ a tu profesor, para que sientas más su energía y captes mejor lo que te transmite.

En mi clase, la profesora no siempre está delante. Camina entre nosotros y hace posturas en el centro, detrás. Pero siempre regresa delante, y ahí es donde siempre estoy : )

Pero claro, ¡para eso hay que llegar temprano!

4. Ten a mano los accesorios necesarios antes de comenzar la clase
Es bueno que tengas a mano un bloque, una cuerda e incluso una manta. Hay posiciones en las que necesitarás ayudarte con estos accesorios. Por ejemplo, para la postura del triángulo, podrías necesitar un bloque para apoyar la mano sobre él. O para posturas donde necesites apoyar la cabeza, o las rodillas en el piso haciendo presión, una manta debajo te viene muy bien.
yoga-para-principiantes-accesorios
Accesorios útiles de yoga para principiantes

5. Realiza tu práctica sin zapatos
Esto principalmente es por tu seguridad. De otra forma puedes resbalar sobre la esterilla de yoga. Además, te ayuda a tener un mejor apoyo para sostener tu cuerpo en una posición. Mejoras tu equilibrio. Te permite separar cada dedo de tus pies lo más que puedas.

Y para mí lo más importante, siento una conexión mayor en la práctica. Mis pies descalzos sobre la esterilla es algo que disfruto mucho. Es como sentir la tierra bajo mis pies. Como volver a los orígenes a través de la práctica.

No te preocupes porque otras personas te miren los pies. Una vez más, te digo que cada uno estará concentrado en su práctica, como tú lo estarás en la tuya.

6. No te exijas demasiado
Si tienes lesiones o cirugías previas, lo mejor es que se lo comentes a tu profesor al llegar a la clase.
Con la práctica de yoga, descubrirás músculos que no sabías que existían y que nunca has ejercitado. Por lo tanto deja que tu cuerpo se adapte a los nuevos ejercicios, a los nuevos movimientos, sin forzar. Escucha tu cuerpo. No luches contra él, no lo estreses.

Con la práctica irás haciendo poco a poco, cada vez más.

7. Pregúntale a tu profesor todas las dudas
¡Los profesores aman las preguntas! Si no tienes algo claro, siéntete libre de preguntar y de comentarle lo que quieras. Es preferible entender bien algo antes de hacerlo que entrar en la postura con incertidumbre. Si no te sientes cómod@ de preguntar durante la clase, hazlo cuando se acabe, pero nunca te quedes con dudas.

8. Al hacer una postura que no habías hecho antes observa primero
Cuando haces una postura por primera vez, lo mejor es mirar primero cómo lo hace tu profesor y escuchar las instrucciones mientras lo hace. Si lo intentas hacer a la vez, te puede resultar más difícil. Así que la primera vez, asegúrate de mirar y escuchar bien cómo lo hace tu profesor, antes de hacerlo tú.

9. No lo dejes antes de probar otros estilos de yoga y otros profesores
¿Fuiste a una o dos clases de yoga, y no estás segur@ de seguir? No lo dejes. Te aconsejo que si no te sentiste cómod@, pruebes con otro estilo de yoga, y con otro profesor antes de decidir no practicar más. Cada maestro tiene una presencia y transmite una energía diferente. Por eso a veces toma un par de clases conectar y descubrir al profesor adecuado para ti.

10. Ten siempre tu mente y tu corazón abiertos
Y lo más importante de todo, ¡no olvides respirar, sonreír, y disfrutar tu práctica!