Jose Fabio Fallas Castro

 E-mail: josefabio@koshascr.com

Teléfonos: 8892-4619

Lugar (es) de Trabajo:
San José

¿Es propietario/a de un Centro de Yoga, cuál y dónde se ubica?
KOSHAS, Fuerza Integral - De momento el proyecto brinda servicios en la Península de Osa y también a domicilio o en eventos en el GAM o cualquier lugar del país según coordinación.

Especialidades en Yoga:  
Formación en Hatha Yoga y Ashtanga Yoga, combinado con Terapias Holísticas y Sonoterapia.

Experiencia profesional:  
Durante más de 10 años y hasta el presente en áreas de marketing, marketing digital, administración y proyectos.
Desde el 2015 ha compartido sus terapias y guiado clases de yoga privadas y grupales, en casas de habitación, oficinas, gimnasios, hoteles como Finca Exótica Ecolodge en Corcovado y The Yoga Forest en el Lago Atitlán en Guatemala, festivales como el festival Nacional de Yoga en CR, Envision Festival y centros de yoga como Yoga Lamat, Sueños de Maya, Conscientía Estudio de Movimiento, SMART Academia de Artes, entre otros.
Desde clases para principiantes donde tiene amplia experiencia, hasta una práctica intensa y profundizando en ajustes, en español o en inglés, las practicas se ajustarán a sus necesidades.

Enlaces web:
http://koshascr.com/

Antecedentes y observaciones:
Después de una carrera de 10 años en puestos administrativos para empresas internacionales en áreas Administrativas, de Mercadeo y Proyectos, José Fabio escuchó su llamado, y la enseñanza del yoga que alguna vez fue un hobby, se convirtió en su viaje, y esto abrió la puerta al universo de las terapias holísticas.
Ha tomado cursos de capacitación para profesores de yoga en 4 de las principales escuelas de yoga en Costa Rica y una en Mysore, India.
Miembro de Asoyoga desde 2015, miembro RYT500 Yoga Alliance desde 2019.
También se ha entrenado en Reiki y Masaje Terapéutico en Costa Rica, Terapia de sonido en España y Guatemala y Masaje Tailandés en Chiang Mai, Tailandia.
En sus prácticas de yoga, manifiesta que la fuerza del cuerpo debe ser alentada para mantener la fuerza del espíritu. En sus terapias es consciente de que nuestras manos son una extensión del corazón.